Los ratones vampíricos


Dice Pijama Surf:

Aunque esto ya era obvio en un sentido metafórico, científicos han descubierto que inyecciones de sangre juvenil literalmente tienen cualidades rejuvenecedoras en ratones inveterados. Como suele ocurrir en los experimentos científicos, los roedores –¿es esta otra metáfora-?- son los sucedáneos de los humanos y los investigadores creen que este mismo efecto debe replicarse en los humanos. Enfermedades como el Alzheimer y el envejecimiento mismo podrían ser prevenidas por la transfusión de la vigorosa sangre joven –al parecer el Conde Dracula sabía lo que hacía.

En el experimento realizado en los laboratorios de la Universidad Stanford, ratones de 18 meses que recibieron transfusiones de sangre juvenil mostraron mucha mayor facilidad para superar un laberinto acuoso que los ratones que no recibieron esta dosis de sangre fresca.  Uno de los investigadores, el Dr. Villelda menciónó: “Tenían 18 meses pero estaban actuando como si fueran mucho más jóvenes, como si tuvieran 4 0 6 meses de edad”.

El estudio también mostró que los ratones que recibieron la transfusión de sangre empezaron a crecer nuevas sinapsis en su cerebro, conexiones que ayudan a preservar la memoria.

El experimento surgió luego de que roedores a los que se les inyectó sangre vieja exhibieron daños metales. Parece que el mundo quiere ser siempre nuevo.

Más allá de un mundo en el que ancianos se quitarán su traje de zombis para renovarse bebiendo la sangre de sus nietos –o la visión más radical de viejos multimillonarios cultivando bebés humanos para vivir para siempre–, los científicos intentarán detectar cuáles son los componentes de la sangre joven que producen los efectos benéficos para sintetizarlos. Se desarrollarán fármacos que simulen la sangre juvenil, ¿pero serán tan buenos como la sangre fresca? Y aunque no se sabe hasta que punto podrá la sangre revertir el envejecimiento, los investigadores creen que su potencial para prevenirlo es sustantivo.

Rumores señalan que el recientemente fallecido líder norcoreano Kim Jong-il cuidaba su salud inyectándose la sangre de jóvenes vírgenes, algo que más allá del contexto escabroso que evoca parece tener cierta base científica.

Publicado el 21 octubre, 2012 en Noticias. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: